Menú Buscar
Tribuna y llegada a meta del Circuit de Barcelona-Cataluña en Montmeló, remontada / EUROPA PRESS

Escándalo en Montmeló: más de medio millón de pagos irregulares en el circuito de Cataluña

Una auditoría descubre retribuciones, contratos, dietas y otros importes opacos durante la gestión de la pista deportiva en 2017

3 min

La gestión del circuito de Cataluña se agenció más de medio millón de euros a través de varios pagos irregulares durante el ejercicio 2017. Una auditoría a la pista de Montmeló ha constatado la aparición de diversos ingresos de cierta opacidad que irían desde complementos no reflejados en los acuerdos retributivos hasta turbiedad en la venta y el control de entradas de los principales acontecimientos deportivos. 

El informe de los auditores revela que varias partidas asignadas al circuito "no responden a conceptos incluidos en el convenio de aplicación", según publica el diario El Mundo, por lo que se desconoce su aval legal. 

'Pluses' fuera de convenio

La numerosa cantidad que se refleja en las cuentas del circuito en concepto de complementos en remuneraciones ha activado las sospechas de los auditores. La investigación de los números anuales ha reflejado que se adjudicó un "plus voluntario" de 437.560 euros, el mayor montante de esta categoría, de la que los expertos no dan más detalles. La cantidad de retribuciones complementarias asciende a 528.300 euros entre las "ayudas a los estudios", seguros médicos privados y dietas por el gasto de combustible. 

Por otra parte, la adjudicación de varios contratos a terceras empresas también es considerada como irregular, según cita el diario nacional. Especifican que durante 2017, los gestores de Montmeló cerraron siete contratos por un total de más de un millón de euros pero se desconoce la cantidad de adjudicaciones menores que se llevaron a cabo ni su grado de cumplimiento. Achacan este desconocimiento a la "falta de control interno" de la gestora. 

Mesa de adjudicaciones 'a dedo'

También el órgano que decide la adjudicación de contratos cuenta con sospechas de irregularidad por parte de los auditores. Según el informe, realizado por UniAudit, la mesa de contratación "no ha sido válidamente constituida" en los expedientes que se han puesto bajo la lupa.

Además, especifica que no hay constancia de la "puntuación obtenida por cada licitador" en los contratos presentados ante ella, por lo que tampoco existe prueba de que se haya conformado un jurado de valoración de los mismos.