Menú Buscar
Pásate al modo ahorro
El cocinero Nandu Jubany en una de sus cocinas / CAN JUBANY

El chef Nandu Jubany cierra el Petit Comitè y culpa al Govern de “hacer mucho daño”

El restaurante baja la persiana temporalmente, como lo han hecho Can Jubany y Mas Albereda

3 min

A los restauradores que han tenido que cerrar al no salir los números por la apertura restringida a desayunos y comidas se ha añadido hoy el cocinero Nandu Jubany. “Hoy cerramos el Petit Comitè”, ha anunciado el chef en sus redes sociales. “No sé cuánto tiempo será, es una incertidumbre”, ha añadido.

En un vídeo publicado en su cuenta de Instagram en el que se muestra el local vacío, Jubany, visiblemente emocionado, ha explicado la “tristeza” que siente al tener que cerrar el restaurante. “Siempre intento hacer reír, poner la cara bonita, ver la parte buena de todo esto que nos está pasando, pero hoy creo que no hace falta poner la cara buena”, ha dicho. “Da más bien lástima, esto”.

Hartazgo hacia el Govern

El conocido chef no ha ocultado ante sus cientos de miles de seguidores su indignación con el Govern por las restricciones impuestas a su sector por el coronavirus: “Yo no sé si la Generalitat tiene alguna estrategia que no nos explica, pero al final yo creo que conseguirá hacer mucho, mucho, mucho daño a la profesión y no sé quién saldrá vivo de esta”, ha sentenciado.

“Lo único que pedimos es que nos dejen trabajar”, ha reclamado. “Aunque parezca muy raro, solo queremos trabajar y hacer feliz a la gente que viene a nuestra casa, con las normas que nos pongan”, ha reivindicado.

20 empleados, en casa

El chef ya ha cerrado previamente el emblemático Restaurant Can Jubany, así como el hotel gastronómico Mas Albereda. El único servicio que sigue en marcha es Jubany a Casa, la línea de negocio de reparto a domicilio. “En Andorra nos dejan trabajar”, ha recordado también.

Con este último cierre, 20 trabajadores se irán a un expediente temporal de regulación de empleo (ERTE). Jubany ha lamentado además las molestias causadas a la clientela: “Nos sabe muy mal por los clientes que no podrán venir. Un abrazo muy fuerte y hasta pronto”.