Menú Buscar
Pásate al modo ahorro
Los clientes han acudido en buen número a los centros comerciales, como a este de La Maquinista / EP

Los centros comerciales denuncian pérdidas de 500 millones de euros solo en diciembre

El sector lamenta la ruina de la mitad de la campaña de Navidad y dice haber sido objeto de un agravio comparativo con respecto a otros negocios

5 min

Cuando todo parecía perdido y la mayoría de ellos ya daban por perdida la campaña de Navidad, los centros comerciales pueden empezar a respirar ligeramente gracias a que por fin hoy han podido reabrir sus puertas después de mes y medio cerrados por las restricciones impuestas por el Govern para frenar el Covid-19.

De todas formas, las pérdidas económicas van a ser muy importantes para todos ellos. Este tiempo sin poder reanudar su actividad, durante el que sus gestores se han quejado de haber sido objeto de lo que consideraban un agravio comparativo con respecto a otros negocios, les ha impedido facturar más de 500 millones sólo en el mes de diciembre. Siempre atendiendo a sus propios cálculos.

Mes y medio cerrados

“En diciembre estimamos que hemos perdido más de 500 millones, casi la mitad de la campaña de Navidad”, ha asegurado Víctor García, portavoz en Cataluña de la Asociación Española de Centros y Parques Comerciales. García ha recordado que el cierre impidió abrir tanto por el Black Friday como los últimos fines de semana y , lamenta que a estas alturas ya se ha perdido prácticamente la mitad de la campaña navideña. Aún así, el sector confía en que a partir de ahora, a pesar de que sólo se les permite acoger un 30% del aforo, se pueda invertir la situación. "Necesitábamos abrir para salvar los negocios", añadió en TVE.

Desde el 30 de octubre, los 49 centros comerciales de Cataluña, que reúnen unos 4.000 comercios, permanecieron cerrados, con la excepción de aquellos que vendían productos considerados esenciales, como alimentación y bebidas, farmacia, productos higiénicos, óptica o veterinaria.

Reclaman igual trato

El portavoz espera que la apertura de los centros comerciales “sea un punto de inflexión” y que se les vuelva a tratar en adelante como al resto del comercio. “Esperemos que no nos vuelvan a cerrar”, insistió. En centros comerciales como La Maquinista se ha visto esta mañana un poco más de actividad en comparación con un lunes laborable, sin aglomeraciones pero con colas en algunas tiendas.

Los propietarios de tiendas situadas en centros comerciales reclamaban desde hace semanas poder abrir, y más aún después de las aglomeraciones vividas en el centro de Barcelona recientemente, y aunque creen que la reapertura llega tarde, todavía confían en salvar la temporada.

Se levantan los ERTE

García explica que, por la información que maneja, se ha levantado el 80% de los ERTE que afectaban al personal, y que al resto se le desafectará si la campaña marcha bien. Todo ello pendiente de la evolución de la pandemia, y sujeto a que las autoridades no vuelvan a decretar un nuevo cierre.

García añade que los centros comerciales han reforzado su personal para garantizar que se cumpla el aforo en caso de riesgo de aglomeración, y asegura que hay protocolos establecidos para no dejar entrar a más gente si se ha superado el límite permitido.

Protocolos de seguridad

Por su parte, el gerente de Diagonal Mar, Joaquín Martos, ha asegurado en un comunicado que “se han reforzado los protocolos de higiene, incrementado los servicios de limpieza y señalizado las recomendaciones de distancia social, los puntos de gel hidroalcohólico y el control de aforo”.

Incluso han programado una serie de actividades que les permita aumentar el flujo de clientes, como una app para que las familias puedan enviar la carta de Papá Noel de sus hijos. Una de ellas será premiada con una tarjeta regalo de 300 euros que podrá ser canjeada en cualquier establecimiento del centro comercial.