Menú Buscar
Imagen de una oficina del Servei d'Ocupació de Catalunya (SOC) / CG

Cataluña cierra 2018 con más de 390.000 parados

El número de desempleados en la región baja un 6,01% en un año, equivalente a 25.111 personas, frente a un descenso del 6,17% en el resto de España, el menor en seis años

5 min

Cataluña cerró el año 2018 con 392.907 parados, un descenso del 6,01% respecto al año anterior. La reducción del número de desempleados en el territorio fue inferior a la del resto de España, donde el ejercicio acabó con 3.202.297 desocupados, una caída del 6,17% en comparación con la misma fecha del año anterior.

Según datos publicados por el Ministerio de Trabajo, Migraciones y Seguridad Social hoy jueves, las personas registradas en las oficinas de los servicios públicos de empleo bajaron por sexto año consecutivo, esta vez en 210.484 personas (-6,17%). En diciembre, el número de desempleados en España se redujo en 50.570 personas (-1,5%), el mayor retroceso desde 2012. Con lo que respecta a Cataluña, el descenso fue de 1.498 parados, un ligero descenso del 0,38% en comparación con el mes anterior. En términos desestacionalizados, el número de personas que buscaban empleo bajó en 8.746 personas en el último mes del año.

Se modera la reducción

El descenso del número de parados en España en 2018 se suma a otros cinco ejercicios de reducciones de la misma cifra. De 2013 a 2017 el volumen de desocupados en el país se contrajo en 147.000; 253.000; 354.203, 390.534 y 290.193 personas, respectivamente. Por lo tanto, la caída de 210.484 personas que ha registrado el Ministerio de Trabajo para el año que acaba de concluir es el decremento más bajo de los últimos seis ejercicios.

Evolución del paro en España entre 2002 y 2018 / EP

Evolución del paro en España entre 2002 y 2018 / EP

Aún con ello, la contracción es un claro contraste con las cifras anotadas durante la crisis económica. Entre 2010 y 2012 el número de personas inscritas en las oficinas públicas de colocación sumaron 176.470; 322.286 y 426.364 personas, respectivamente. La cifra de desempleados fue incluso mayor en los tres ejercicios anteriores, cuando Empleo anotó 176.470 (2009); 322.286 (2008) y 426.364 (2007) desocupados más en sus registros.

Más hombres

Según los datos del departamento dirigido por Magdalena Valerio (PSOE), el descenso del paro en España en 2018 lo capitalizaron los hombres (122.482, menos, un descenso del 8,5%) frente a las mujeres (88.002 menos, -4,5%). En datos globales, hay en España 1.865.053 mujeres en el paro, por 1.337.244 varones. Por sectores económicos, el descenso de la cifra de desempleados fue más acusado en la construcción, con una reducción de 36.621 personas (-11,6%); la agricultura, con 16.340 desocupados menos (-10,5%), el colectivo de personas sin empleo anterior, con un descenso de 21.634 desocupados (-7,4%) y la industria (-7,3%), que perdió 22.433 personas que buscaban empleo.

Gráfico de la variación interanual del paro en España entre 2011 y 2018 / CG

Gráfico de la variación interanual del paro en España / CG

Por contra, el desempleo en el sector servicios cayó por debajo de la media (-4,8%), aunque acumuló más personas (113.456) al ocupar un volumen mayor de población. Asimismo, el segmento poblacional mayor de 25 años perdió porcentualmente menos desocupados (-6%), equivalente a 189.290 personas, que los menores de esta edad.

Menos que Madrid y Andalucía

La evolución del paro en Cataluña arrojó una bajada (25.111) inferior al de comunidades autónomas similares en tamaño poblacional o económico como la Comunidad de Madrid (-30.668) o Andalucía (-36.597). Por provincias, Barcelona lideró la caída del desempleo en el territorio en 2018, con 973 parados menos (-0,34%), seguida de Lleida, con 351 desempleados menos (1,64%), Girona (130 y -0,33%) y Tarragona, con 44 desocupados menos (-0,09%).

A nivel nacional destaca también el tipo de contratación, que mostró un total de 22,29 millones de acuerdos laborales en 2018. De estos, hasta 2,28 millones fueron contratos fijos, un 10,2% del total y un crecimiento del 18,4%, lo que significa un pico en la serie histórica. Por contra, el resto de contrataciones, hasta 22,2 millones, fueron de carácter temporal.