Menú Buscar
Pásate al modo ahorro
Carlota Pi, presidenta y cofundadora de Holaluz

Carlota Pi (Holaluz): "La luz será cada vez más cara si no se invierte en renovables"

La presidenta de la empresa que conecta hogares con la energía verde asegura que en España hay diez millones de tejados que pueden generar 50.000 megawatios con placas fotovoltaicas

3 min

Para Carlota Pi, presidenta y cofundadora de Holaluz, el aumento histórico del precio de la luz no ha sido una sorpresa. “Irá a más si no se invierte en renovables”, advierte. Asegura que en España hay diez millones de tejados que pueden generar 50.000 megawatios con placas fotovoltaicas.

Holaluz nació hace diez años cuando Pi, junto a otros compañeros de estudios, aceptaron el reto lanzado por su profesor: convertir una empresa en un instrumento para cambiar el mundo. Conectar a las personas con la energía verde fue la apuesta de estos jóvenes. Hoy, Holaluz atiende a 378.000 familias en toda España, logra 30.000 nuevos clientes cada trimestre y aspira a llegar al millón en 2023.

"La revolución de los tejados"

La empresa se ha propuesto liderar la “revolución de los tejados” mediante la instalación de paneles fotovoltaicos en los hogares. “Ofrecemos hasta un 60% de ahorro, recompramos el excedente, ponemos en el centro a las personas y pensamos en las generaciones futuras. Es una estrategia imbatible”, afirma Pi en una entrevista en el programa Converses de COPE Catalunya. Basan su éxito en la confianza, algo que “no se compra con dinero. Salimos a bolsa hace dos años y logramos independizarnos de los grandes titulares sobre subidas históricas de la luz”. El mercado en España, donde hay 1.700 horas de sol al año, es muy amplio y si hasta ahora no se han sumado más clientes es por falta de conocimiento. Pi considera que es necesario vehicular los fondos Next Generation hacia las renovables y facilitar los trámites.

Una isla eléctrica

“En España hay diez millones de tejados viables que pueden generar 50.000 megawatios. No puede ser que Bruselas nos supere”, explica Pi. Y advierte de que esa escalada de precios, “que se veía venir, irá a más si no invertimos en renovables”.

“Somos una isla eléctrica --añade--. Tenemos una conexión muy limitada con Europa. La demanda crece debido sobre todo a la movilidad y la climatización. Los países que tienen gas se lo quedan, han cortado el grifo. La subida de precios es un virus que no desaparecerá, aunque le demos un Gelocatil para eliminar los síntomas”. Explica que en Vietnam se ha logrado producir en seis meses lo mismo que siete centrales nucleares transformando los tejados en fuentes de energía cien por ciento verde. “Damos la posibilidad de ser un héroe de la energía verde desde el sillón de su casa”, afirma.