Menú Buscar
Pásate al modo ahorro
Imagen de la localidad de Camós / CG

Camós cierra agosto con 23 personas en paro

Un total de tres personas han conseguido trabajo en la localidad en el último mes

2 min

El municipio de Camós ha terminado agosto con una disminución en el número de parados hasta las 23 personas que actualmente se encuentran sin trabajo en la localidad, según el Instituto de Estadística de Cataluña (Idescat).

En total, son tres personas menos sin trabajo en comparación con el mes pasado, en una situación económica condicionada por la crisis de la pandemia de coronavirus. Estas cifras suponen una bajada del 11,54% con respecto al pasado mes, cuando el municipio cerró el periodo con 26 personas sin empleo.

El sector servicios, el peor parado

El sector servicios es el más azotado en la localidad según los últimos datos publicados. El Departamento de Trabajo, Asuntos Sociales y Familias indica que en Camós hay un total de 17 personas de esta actividad sin trabajo, lo que se traduce en un 65,38% del total de desempleados. Por orden descendente, le siguen agricultura (7,69%), industria (7,69%) y construcción (3,85%).

El principal motivo de estas cifras es la normativa de cierre de los comercios no esenciales como medida de seguridad para evitar la propagación de nuevos contagios en la que denominamos como tercera ola del coronavirus, que llegó tras el final de las fiestas de Navidad. Desde la desescalada, son muchas las autonomías del conjunto de España que recurrieron a esta medida, junto con Cataluña. Los Expedientes de Regulación Temporal de Empleo (ERTE) han permitido contener la subida de la tasa de paro y la destrucción de muchos de los empleos de forma definitiva.

Mujeres entre 50 y 55 años

Por género, la situación en el municipio refleja una clara diferencia en la proporción de hombres y mujeres actualmente sin trabajo, poniendo en este caso el foco en las mujeres, cuyas cifras de este mes (16 paradas) superan notablemente a las de los hombres (siete parados).

Por grupos de edad, el más golpeado por el paro es el de adultos de entre 50 y 55 años, con seis personas actualmente desempleadas.