Menú Buscar
Dos personas pasean por el paseo marítimo de una playa / EFE

La Cámara de Comercio prevé una caída del 13% del PIB catalán si hay rebrotes

La entidad empeora sus estimaciones por la desigual recuperación de ciertos sectores, como el turístico

3 min

La Cámara de Comecio de Barcelona ha vuelto a rebajar sus previsiones sobre el crecimiento económico y estima que el PIB catalán caiga un 10,3% este año. Además, la entidad alerta de que se podría llegar al 13% en caso de tener que aplicar nuevas restricciones para contener los rebrotes.

El nuevo dato rebasa el escenario más desfavorable que la cámara planteó el pasado mayo, cuando estimó que el impacto en el PIB sería de entre el 7,3% y el 10,1% en función de la efectividad de las políticas públicas. Por otra parte, el Informe de coyuntura catalana del segundo trimestre, presentado este jueves, también contempla la pérdida de 235.000 puestos de trabajo de los que 164.000 se recuperarían a partir del año que viene.

Lenta recuperación del turismo

Tras la caída del 16,6% que la cámara estima que se produjo en el segundo trimestre a causa del encierro por el estado de alarma, se espera que en el tercer trimestre la economía crezca un 9,4% gracias a la recuperación de la movilidad y la reapertura gradual de la actividad empresarial. Con todo, será insuficiente para compensar el golpe recibido entre abril y junio debido al "lento proceso de recuperación que se está produciendo en algunos sectores como el turístico".

Para 2021, la cámara prevé que se recupere la actividad y que la economía crezca un 6,4%, lo que será insuficiente para compensar el batacazo de este año. Así las cosas, se estima que a finales de 2021 el nivel del PIB catalán quede un 5% por debajo de 2019.

Cancelaciones de visitantes

El informe también pone de manifiesto la desigual recuperación entre sectores. Mientras que la construcción y parte de la industria y servicios tratan de alcanzar su ritmo habitual, la hostelería, restauración, transporte y otros segmentos ligados al turismo están yendo más lentos de lo previsto hace tres meses.

Así las cosas, se ha puesto como ejemplo los rebrotes en el Segrià y L'Hospitalet, que han provocado "importantes cancelaciones" de turistas en Barcelona. Ante este panorama, la cámara ha dado un "tirón de orejas" a las administraciones para que "se ponga las pilas". De hecho, el Consejo de Cámaras catalanas, presidido por el presidente de la Cambra de Barcelona, Joan Canadell, ya instó ayer a la Generalitat a reforzar el número de rastreadores y test PCR.