Menú Buscar
Gonzalo Gortázar, consejero delegado de Caixabank en la presentación de los resultados del primer semestre de 2016 / CG

Caixabank quiere ‘pillar’ 1.400 millones antes de comprar BPI

La entidad inicia una colocación de acciones en autocartera entre inversores cualificados para reforzar su ratio de capital antes de la operación con el banco portugués

4 min

Caixabank ha lanzado una colocación acelerada de su autocartera para hacerse con más de 1.417 millones de euros antes de ejecutar la oferta pública de adquisición (OPA) sobre el banco portugués BPI. Venderá 585 millones de títulos propios a inversores cualificados, una cantidad que equivale al 9,9% del capital social, según ha informado a la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV).

La entidad toma como referencia los 2,422 euros con los que cerró la cotización el miércoles, aunque la operación se quedaría en los 1.369 si se tiene en cuenta el precio de mercado cuando la CNMV ha suspendido la negociación. Se intercambiaban a 2,34 euros. Con todo, el precio exacto se fijará una vez concluido el periodo de prospección acelerada de la demanda.

Refuerzo de la ratio de capital

El objetivo de la operación es reforzar la ratio de capital de Caixabank y ya tienen casi comprometido unos 380 millones de euros de dos inversores institucionales “con vocación de permanencia”. Han formulado “indicaciones de interés no vinculantes”, indica la entidad en su escrito.

Estas acciones tendrán derecho al dividendo trimestral de 0,03 euros brutos por título aprobado este jueves por el consejo de administración a cuenta de los beneficios de 2016 y que se pagará el 30 de septiembre.

Objetivo del plan estratégico

El plan estratégico de la entidad es mantener un ratio de capital de entre el 11% y el 12% si estuvieran en vigor todas las disposiciones de Basilea que se irán aplicando en el sector hasta 2019, el denominado CET1 fully loadead. Cualquiera de los escenarios en el que quedará tras la OPA sobre BPI dejaría a la entidad por debajo del objetivo de liquidez.

Caixabank ha establecido un nuevo precio por acción, de 1,134 euros, en la OPA lanzada sobre BPI que, tras la eliminación de las restricciones de voto de los accionistas de la entidad portuguesa, ha pasado a tener carácter obligatorio.

Acciones de Criteria Caixa

Los títulos que se han comercializado en la colocación acelerada corresponden a la autocartera que Caixabank compró a su accionista de referencia, Criteria Caixa, en diciembre de 2015.

La última junta general de accionistas facultó al consejo de administración para tomar la decisión de no amortizar las acciones propias adquiridas en la permuta de títulos si se apreciaban “circunstancias sobrevenidas” que aconsejaban no hacerlo. Como ha sido el caso de la necesidad de capitalizarse antes de hacerse con el control del banco luso.

En el contexto de la colocación, CaixaBank y Criteria Caixa han asumido un compromiso de no emisión ni venta de acciones de la entidad durante un plazo de 90 días desde la fecha en que concluya la operación de liquidación, en términos y con las excepciones habituales en este tipo de operaciones.