Menú Buscar
El ministro de Economía, Luis de Guindos durante su defensa en el Parlamento Europeo en Bruselas de las medidas tomadas por España para corregir el déficit / EFE

Bruselas no congelará fondos a España pese a incumplir el déficit

El Gobierno español se salva de la penalización y recibirá 1.200 millones de euros

4 min

La Comisión Europea (CE) no congelará fondos europeos a España pese a haber incumplido el año pasado el objetivo de déficit. La decisión llega después de que el órgano ejecutivo comunitario haya considerado que las medidas presentadas por el Gobierno de Mariano Rajoy corregirán el desvío de las administraciones públicas.

El órgano ejecutivo europeo ha decidido suspender los expedientes abiertos a España y Portugal por haber incumplido el año pasado sus compromisos de reducción del déficit. En consecuencia, los dos países recibirán los fondos europeos. En el caso de España, no se congelarán el 50% de los fondos, tal y como iba a suceder, y el Gobierno recibirá unos 1.200 millones de euros.

España evita así un segundo castigo después de que la Unión Europea constatara la "falta de acción efectiva" para cumplir con la reducción del déficit estipulada. Los socios del club comunitario ya cancelaron en agosto una multa que habría ascendido al 0,2% del PIB, unos 2.000 millones.

Advertencia y voto de confianza

"La Comisión ha llegado a la conclusión de que el procedimiento por déficit excesivo debe mantenerse en suspenso. En consecuencia, el evento que requería una propuesta para suspender parte de los fondos estructurales y de inversión no sucederá y no habrá tal propuesta", ha señalado la Comisión en un comunicado.

Con todo, Bruselas advierte de que el borrador presupuestario para 2017 está en riesgo de no cumplir con los nuevos objetivos fiscales pactados. "Teniendo en cuenta la naturaleza de las proyecciones, las previsiones de la Comisión calculan que sin cambios en las políticas ni el objetivo intermedio de déficit ni el esfuerzo fiscal recomendado se cumplirán", añaden.

De Guindos y el Parlamento convencen a la Comisión

La opinión favorable de la Eurocámara ha pesado para que la Comisión tome esta decisión. La Comisión Europea cumple con lo que ayer le pidió el Parlamento Europeo, que le instó a que no propusiera la suspensión de los compromisos de fondos estructurales y de inversión a España al considerar que el país ha tomado acciones efectivas para encarrilar su déficit tras incumplir sus compromisos fiscales el año pasado. Una defensa a la continuidad de las políticas económicas de recortes.

También ha pesado el informe de "medidas efectivas" que remitió el Gobierno de Mariano Rajoy y la comparecencia en Estrasburgo el pasado 7 de noviembre del ministro de Economía español, Luis de Guindos, que defendió la reducción en más de 10.000 millones de euros el impacto de las medidas de corrección aprobadas.

La senda fiscal aprobada este verano exige a España reducir su déficit público hasta el 3,1% en 2017 y, para ello, recomienda un esfuerzo estructural del 0,5% del PIB, unos 5.500 millones de euros. Sin embargo, las últimas previsiones de Bruselas estiman que el desvío a cierre de 2017 será del 3,8%, a falta de un nuevo plan presupuestario que recoja cambios en la política económica.