Menú Buscar
El ministro español de Economía, Luis de Guindos (i), conversa con el vicepresidente de la Comisión Europea (CE) para el Euro, Valdis Dombrovskis / EFE

Bruselas se niega a dar más margen a España para reducir el déficit público

De Guindos confirma que no habrá “regates de ningún tipo” con la Comisión para recortar en 5.500 millones de euros el Presupuesto

3 min

El Gobierno de Mariano Rajoy no tendrá más margen de la Comisión Europea para rebajar el déficit público el próximo año. España fue el primer país, junto a Portugal, que fue sancionado por violar el Pacto de Estabilidad y Crecimiento y tiene en el horizonte la suspensión parcial de fondos estructurales. “No existen regates de ningún tipo”, ha manifestado este martes en rueda de prensa tras el encuentro del Ecofin el ministro de Economía, Industria y Competitividad, Luis de Guindos.

Los próximos Presupuestos Generales del Estado deberán incluir un recorte de 5.500 millones de euros para asumir el esfuerzo estructural del 0,5% del PIB para rebajar el déficit en el 3,1%. La cifra no se modificará y el Ejecutivo se resiste a confirmar qué partidas se deberán revisar a la baja.  

Medidas implementadas en 2016

En cuanto al objetivo actual del 4,6%, el ministro ha asegurado por segundo día que se podrá alcanzar con “holgura” gracias al incremento del tipo mínimo del pago fraccionado del Impuesto sobre Sociedades y el acuerdo de no disponibilidad de gasto de otros 2.000 millones. Estima en 10.000 millones de reducción el impacto de ambas medidas.

De Guindos se ha mostrado optimista en los vientos de cola favorables que mitigarán la pérdida de impulso de la recuperación. De hecho, ha revisado al alza la previsión de crecimiento del PIB para 2017 hasta el 2,3%.

Mensaje a la oposición

El principal obstáculo actual del Gobierno es conseguir un pacto con el resto de fuerzas políticas del Congreso para pasar las tijeras a las próximas cuentas públicas. “Nosotros vamos a dialogar todo lo que sea necesario e imprescindible, vamos a tener todo tipo de contactos”, ha indicado en su comparecencia.

De Guindos ha mandado un mensaje claro a la oposición: “El cumplimiento de los objetivos presupuestarios no es únicamente responsabilidad del Gobierno, es la responsabilidad de todos los grupos de la Cámara”. Deberá presentar un primer borrador ante Bruselas “en unas semanas”.