Menú Buscar
El empresario y visionario Xavier Gabriel, propietario de la Bruixa d'Or

La Bruixa d’Or: La bruja que convierte en oro todo lo que toca

Este 'imperio' de la lotería ha repartido más de 600 millones de euros por toda España

3 min

La fortuna parecía predestinada. Sort (que significa suerte en catalán) es el municipio donde el propietario de la Bruixa d’Or, Xavier Gabriel, empezó de cero su negocio en el mundo de la lotería en 1986.

La Lotería Nacional reparte suerte, y la fortuna quiso que, en 1994, el Niño tocara en este municipio de apenas 1.500 habitantes. Fue la administración que lidera Gabriel la que vendió esos boletos bendecidos por la fortuna y que a tanta gente alegraron las Navidades. En la actualidad, la Bruixa d’Or es la administración número uno en facturación y en venta de billetes de lotería.

Su propietario se ha labrado un nombre como empresario de éxito. En 1999 ganó el Premio como Emprendedor del Año debido a su talento y visión empresarial. Este hombre de Tremp, millonario pero que no ha abandonado nunca su lugar de origen, supo darle un sello propio a un negocio donde hay tanta competitividad como es el de red oficial de sucursales de Loterías y Apuestas del Estado.

La Bruixa d’Or tuvo otros nombres, como "Stop" o "Estel", antes de que Gabriel sacara de su ingenio ese personaje que es la bruja dorada. Fue justamente en 1992, dos años antes de que tocara el Niño, cuando vio la luz esta simpática bruja que convierte en oro todo lo que toca.

Un imperio desde cero

La Bruixa d’Or facturo en 2015 más de 61 millones de euros. El 48% de sus ventas tienen lugar en Cataluña, el 23% en Madrid y el 21% restante en Andalucía. Es usual que personas de toda España acudan hasta este pueblecito leridano para comprar en persona billetes de la Bruixa d’Or. Su negocio ha revitalizado el tejido comercial y la actividad turística del municipio. 

La carrera de Gabriel no se paró allí. Este empresario catalán también fue pionero en la venta de billetes por internet, consiguiendo ingresar más de 60 millones de euros por temporada. Además, vende más billetes a otras zonas de España que el resto de administraciones catalanas juntas.

Junto a su mujer y su hijo, tiene un holding empresarial con un capital social de seis millones. Todos sus negocios orbitan alrededor del mundo de la lotería. En su historia, la Bruixa d'Or ha repartido más de 600 millones.