Menú Buscar
El consejero delegado de Barceló para la zona EMEA (Europa, Oriente Próximo y África), Raúl González

Barceló ganó 180 millones en 2018 y prevé abrir 110 hoteles en tres años

El 25% de los nuevos proyectos estarán en España y la inversión contemplada para el plan de expansión es de 600 millones

6 min

En el marco de la Feria Internacional de Turismo (Fitur), que se celebra en Madrid, la cadena hotelera Barceló ha presentado los resultados del ejercicio 2018, en el que obtuvo un beneficio neto consolidado de 180 millones de euros rozando los 3.000 millones en ventas, unos resultados similares a los de 2017, que fueron unos resultados ya históricos.

También aprovechaba la ocasión para adelantar sobre sus planes de expansión el próximo trienio (2019-2021) en los que prevé firmar un total de 110 nuevos proyectos, el 25% de ellos en España. La inversión prevista es de unos 600 millones de euros (100 en reforma y otros 500 para nuevos proyectos)

El consejero delegado para la zona EMEA (Europa, Oriente Próximo y África), Raúl González, ha destacado que la ocupación en América Latina mejoró ligeramente con un 82% de media frente al 80% de 2017, mientras que en España y Europa se mantuvo igual con un 73%.

Beneficio por habitación

El beneficio por habitación (RevPar) fue al contrario, España y Europa cerraron con un precio medio de 101 euros la noche frente a los 100 euros conseguidos en 2017, y en América Latina este fue de 151 dólares frente a los 152 dólares del ejercicio anterior, en todo caso, cifras muy similares en ambos ejercicios.

Otro factor reseñable ha sido el generado por el tipo de cambio del dólar, "ya que el de 2018 fue de un 1,188 frente al 1,114 del año anterior, por lo que un dólar más débil llevó a un beneficio neto recurrente similar.

Deuda, de 331 a 79 millones

La compañía destaca la reducción de la deuda financiera neta que ha pasado de los 330,7 millones de euros de 2017 a los 79,2 millones de euros en 2018, más de cuatro veces menos. "Todo ello nos permitirá llevar a cabo en 2019 un importante plan de reformas e inversiones por un importe de 250 millones de euros", ha dicho.

Además, esta reducción de deuda deja a la compañía en una posición inversora. "Actualmente estamos invirtiendo en renovaciones y mejoras pero nuestra posición sigue siendo intentar seguir mejorando como compañía y seguir creciendo una manera rentable. Ese es el modelo que queremos seguir", aseguró el consejero delegado.

En este punto, el director de desarrollo de negocio de la compañía, Jaime Buxó, explicó que la compañía "sigue centrada en un crecimiento rentable equilibrando muy bien el riesgo y que el crecimiento sea sano para nuestros socios".

Objetivo: 50% de las habitaciones en España y Portugal

El objetivo de la compañía es que tener el 50% de sus habitaciones en la región de EMEA sobre todo en España y Portugal. Además estos 110 proyectos previstos a desarrollar en el próximo trienio tendrán un desarrollo más selectivo en la región de Latinoamérica, así como en el centro de Europa. También pondrán el foco en la región del norte de África donde están registrando un crecimiento muy importante en Marruecos.

Barceló cerró 2018 manteniendo e incluso superando el ritmo de crecimiento registrado en los últimos años. Durante el pasado ejercicio la cadena incorporó un total de 13 hoteles y 2.519 habitaciones, que han permitido llevar su portfolio a 249 establecimientos y 55.014 habitaciones en 22 países.

35 hoteles y 7.000 habitaciones entre 2016 y 2018

El directo de desarrollo de negocio aseguró que tras unos años de ralentización debido a la crisis, "en los tres últimos ejercicios hemos logrado reactivar la expansión con un total de 35 nuevos establecimientos y 6.971 habitaciones gracias a nuestra capacidad de negociación con grupos locales y hoteles independientes".

De cara a futuro, "el crecimiento está asegurado gracias a las más de 6.000 habitaciones que ya tenemos firmadas para su incorporación de aquí a 2021, a lo que hay que sumar lo que se consiga con el nuevo Plan Estratégico (2019-2021) de la compañía, que contempla la apertura de 75 nuevos proyectos".

Cambio de ciclo

Según Raúl González "en 2019 se atisba una ralentización del sector turístico español a causa de la disminución de la llegadas internacionales, motivada por la recuperación de destinos competidores del norte de África y Turquía".

En su opinión, el mercado hotelero seguirá siendo atractivo para los inversores, es una industria en claro crecimiento. No obstante hay ciertos factores de inestabilidad, siendo el más importante el de la inseguridad, "que sí puede afectar a la industria".