Menú Buscar
Los bancos se protegen de las denuncias por hipotecas abusivas

Los bancos se protegen de las denuncias por hipotecas abusivas

Las entidades introducen cambios en los contratos e insisten en la vía extrajudicial para evitar los tribunales

3 min

Las cláusulas suelo y las sentencias contra las prácticas abusivas de los bancos cogieron a las mayores entidades del país desprevenidas. Las resoluciones favorables al consumidor han impulsado una oleada de nuevas reclamaciones y denuncias sobre otros productos hipotecarios.

Los bancos están obligados a devolver el importe íntegro, en efectivo y en un máximo de tres meses de aquellas cláusulas suelo consideradas ilícitas. Otras prácticas, como que el cliente se haga cargo de la totalidad de los gastos de formalización de la hipoteca o las hipotecas multidivisa también han tenido sentencias favorables al consumidor.

Más reclamaciones

El efecto llamada no se ha hecho esperar y algunos bancos han notado que las reclamaciones recibidas se han multiplicado. El portavoz de la Asociación Española de Banca (AEB), José Luis Martínez Campuzano, asegura que las quejas por cláusulas suelo de sus entidades asociadas siguen una tendencia descendente.

Desde Banco Santander también aseguran que no han notado un aumento en las protestas. Sin embargo, algunas entidades como Catalunya Caixa sí admiten que las reclamaciones recibidas se han incrementado en los últimos tiempos, por las vías establecidas por correo electrónico y teléfono.

“Nosotros siempre recomendamos esta vía antes de llegar a la denuncia”, explica Jorge Mora, portavoz de la Organización de Consumidores y Usuarios (OCU). Ante la proliferación de problemas y la mala imagen que dejó la crisis del sector financiero, los bancos se protegen.

Diálogo y acuerdos extrajudiciales

El real decreto impulsado por el Gobierno en enero obliga a las entidades financieras a llegar a un acuerdo extrajudicial con los clientes que hayan reclamado el importe que pagaron de más en su hipoteca debido a las cláusulas suelo. Los grandes bancos consultados coinciden en que no existe una solución general para todas las peticiones.

“Estudiamos caso a caso las reclamaciones que nos llegan y comunicamos a los clientes el importe que recibirán”, explican fuentes de Catalunya Caixa. No pasa lo mismo con otros productos contestados por los clientes. Los demás casos, como explica el asesor fiscal de Gabinete Gestor, José Javier Fernández, no siguen un patrón y suelen llegar a los juzgados.

Cambios en los contratos

Los bancos intentan evitarlo, por lo que tratan de ofrecer acuerdos que desde la OCU avisan que no siempre son los mejores para los clientes. Uno de ellos es, en el caso de los gastos de formalización de hipotecas, compartir estos importes. De hecho, los nuevos contratos ya empiezan a incorporar este tipo de cambios.

Es el caso de Caixabank. Fuentes de la entidad aseguran que ahora el banco paga una parte de estos gastos, que son el registro, el notario y el impuesto de actos jurídicos documentados.