Menú Buscar

El Baix Llobregat pierde competitividad frente al Gironès

El índice de competitividad de la Federación Empresarial del Gran Penedès sitúa en el podio comarcal catalán al Barcelonès y el Vallès Occidental

03.05.2017 17:01 h.
3 min
Imagen aérea del polígono de Martorell, una de las principales zonas industriales del Baix Llobregat / CG

El Baix Llobregat pierde fuelle en el índice de competitividad publicado este miércoles por la Federación Empresarial del Gran Penedès (Adepg), la patronal de nuevo cuño creada a partir de la fusión de la Asociación de Empresarios del Alt Penedès, el Baix Penedès y Garraf y la Unión Empresarial del Penedès. Está adscrita a Foment del Treball

Según el nuevo estudio, la fuerza industrial y empresarial de este territorio se ha visto superada por la del Gironès. La capital de provincia y su ámbito de referencia ha conseguido 51 puntos en el baremo que usa la patronal para medir la fuerza de los diferentes territorios y escala dos posiciones en el ranking. 

Barcelonès y Vallès Occidental

David Moreno, autor del estudio, ha explicado en rueda de prensa la metodología que se ha usado para el análisis. Se han valorado parámetros como el espíritu emprendedor, que se consigue a través del número de sociedades constituidas, o la innovación y desarrollo tecnológico. Viene determinada por las solicitudes de patentes y marcas.

Como es habitual, el Barcelonès es la comarca más competitiva de Cataluña con mucha distancia del resto del territorio. Amplia de hecho distancias al conseguir 75,3 puntos sobre 100, cifra que implica sumar 12 puntos respecto al análisis anterior.

Aumenta en casi 10 enteros la distancia respecto al segundo clasificado. Se consolida en esta plaza el Vallès Occidental con 54,5 puntos.

Ventajas y debilidades

Moreno ha destacado que entre las ventajas de las comarcas mejor posicionadas se encuentran la proximidad con los mercados, una mayor presencia de mano de obra cualificada y mejores infraestructuras. Además, coinciden en disponer de una red de servicios de transporte público mejor y un desarrollo de servicios empresariales avanzado.

También existen elementos que restan. El gran hándicap del Barcelonès, por ejemplo, es la falta de suelo disponible y el impacto medioambiental de la actividad residencial y productiva.

Ganadores y perdedores

Otros territorios que ganan competitividad son el Moianès (escala 12 posiciones), el Solsonès (nueve más) o el Priorat (sube ocho peldaños). Moreno explica estos avances por la actividad emprendedora relacionada de forma destacada con la innovación y la comercialización.

En el otro lado de la balanza aparecen Baix Ebre (-9) y Aran (-8). Son los territorios con descensos más acusados, aunque en la cola del ranking de sitúan otras comarcas. Concretamente, el Pallars Sobirà, la Alta Ribagorça, la Terra Alta y la Ribera d’Ebre.

La nueva patronal Adepg está presidida por Martí Sistané y Anna Cols ocupa la vicepresidencia. Ambos han asistido a la presentación del primer informe de competitividad territorial.

¿Quiere hacer un comentario?