Menú Buscar
El trasvase de mercancías a la autopista ferroviaria en Barcelona

Crean la primera autopista ferroviaria de mercancías de España

La conexión de trenes une Barcelona con Luxemburgo y ofrecerá seis servicios semanales de ida y vuelta

20.02.2019 08:28 h.
3 min

Renfe y la filial de Ferrocarriles de Francia (SNCF) Viia han estrenado la conexión ferroviaria de transporte de mercancías entre España y Luxemburgo. Se trata de un sistema de transporte combinado que consiste en una línea lanzadera de ferrocarril destinada al transporte de contenedores que sustituye al tráfico rodado mediante camiones. La compañía pública de trenes española ha especificado que se trata de la primera autopista ferroviaria de España

Renfe Mercancías aportará la tracción entre Barcelona y Perpiñán con locomotoras de ancho internacional. Por su parte, la compañía francesa y Lorry Rail --sociedad con participación de SNCF que explota la autopista ferroviaria de Luxemburgo-- operará el tráfico de la línea de conexión a partir de la localidad fronteriza catalana. 

Combinación de transportes de mercancías

El servicio que se ofrece es multimodal. Los camiones llevan los contenedores hasta la Ciudad Condal y se traslada al ferrocarril. Este transita por las vías de alta velocidad hasta la frontera y pasa a ser gestionado por SNCF hasta llegar a Luxemburgo, donde vuelve a transbordar a un vehículo de remolque que recorre los kilómetros finales hasta su destino.

La primera expedición que ha transitado este trayecto se realizó ayer. El punto de origen fue la estación de Can Tunis, en la capital catalana, y pasó por el túnel del Pertús y llega al municipio luxemburgués de Bettembourg. Renfe ha indicado que contará con cinco servicios semanales de ida y vuelta hasta abril, cuando se incorporará una sexta. 

Reducción de contaminación

Las previsiones que se barajan es que por esta autopista ferroviaria pase la carga de 22.090 camiones, lo que reduciría la emisión de dióxido de carbono anual en 23.070 toneladas. Según publica Expansión, cada convoy puede mover hasta 1.500 toneladas de mercancías.

Renfe destacó ayer que este proyecto es un paso más en su estrategia de internacionalización. “Es una iniciativa comercial innovadora que supone un avance en la descarbonización del transporte en la que estamos implicados”, apuntó Abelardo Carrillo, director general de Renfe Mercancías.

Esta web utiliza 'cookies' propias y de terceros para ofrecerte una mejor experiencia y servicio. Más información