Menú Buscar
Cadena de montaje de Seat en la factoría de Martorell, una de las principales del sector de la automoción en España

La automoción registró 30.000 nuevos empleos en verano

El aumento fue del 9,7% en la industria, el nivel más alto desde el inicio de la crisis en 2008

3 min

El número de ocupados en el sector de la automoción ha aumentado tanto en lo que se refiere a la industria como a la venta y reparación de vehículos durante el tercer trimestre de 2018. A pesar del contexto económico convulso, el sector ha creado un total de 30.200 puestos de trabajo en España.

El mayor crecimiento se produjo en la industria, con un 9,7% más que el año pasado -el nivel más alto desde el inicio de la crisis en 2008-, mientras que en los concesionarios fue del 2,5%, según datos de la Encuesta de Población Activa (EPA) publicados en Coche Global.

Rápida subida

En apenas 12 meses, las fábricas de vehículos han incrementado sus plantillas con 22.000 nuevos trabajadores, pasando de los 226.100 empleados del tercer trimestre de 2017 a los 248.100 del este mismo periodo de 2018.

El número de ocupados en concesionarios y talleres mecánicos registró un aumento de 8.200 personas, pasando de 325.800 empleados en el tercer trimestre de 2017, a los 334.000 de este septiembre. La subida se ha centrado en los últimos meses, ya que el empleo en esta actividad durante los trimestres anteriores permaneció casi estancado.

Tendencia al alza

La mejora en el número de ocupados del comercio y reparación de vehículos coincide en porcentaje con la media del mercado laboral español, donde el empleo también creció el 2,5%. Las nuevas altas continuarán al alza en los próximos meses, ya que los concesionarios prevén incorporar unos 7.000 empleados para afrontar las necesidades de la digitalización del proceso de venta de automóviles.

Los buenos registros llegan a pesar de la alta volatilidad que se vive en el sector desde hace meses, debido a la caída del diésel y a la entrada en vigor del nuevo test de emisiones WLTP. El aumento del empleo registrado por la EPA contrasta así con la caída de la producción de vehículos en España en septiembre, con parones de producción en algunas fábricas.