Menú Buscar
Miguel Silva-Constenla (c), consejero delegado de Allread con otro cofundador, Adriaan Landman (i), y otra persona del equipo de la tecnológica Allread / CG

Allread, la tecnológica que facilita la gestión logística se lanza a por su primer millón

El grupo dedicado a la digitalización de texto no numérico cierra sus primeros pilotos con el Puerto de Barcelona, Suez, Naturgy, Comsa y Emirates Steel

19.08.2019 00:00 h.
5 min

Allread es una start up nacida en Barcelona que lleva tras de si cuatro años de desarrollo tecnológico y seis meses de operaciones como empresa con todas las de la ley. Su gran reto es el de facilitar la digitalización de textos no numéricos cuya interpretación implique un reto. Pero con un uso muy práctico, el de facilitar procesos logísticos en varios entornos. Ahora ultima los detalles de lo que será su primera ronda de financiación con la que esperan captar un millón de euros.

“Nuestro road map pasa por cerrar en el primer trimestre de 2020 esta ronda A”, explica el cofundador y consejero delegado, Miguel Silva-Constenla. Indica que el objetivo final es que el grupo acabe con una valoración de “entre tres y seis millones de euros”. Destinarán la inyección de capital de forma íntegra a la captación de talento. Otro reto, ya que el ejecutivo lamenta la falta de profesionales dedicados a la visión por computador y ciencia de datos. 

Crecimiento en The Collider

Darán de esta forma el impulso definitivo a la compañía de nuevo cuño que se creó dentro del programa The Collider de la Mobile World Capital Barcelona (MWCapital), en el que se ponen en contacto equipos científicos y emprendedores. En este caso, a tres desarrolladores del Centro de Visión por Computador (CVC) que trabajaban en un sistema de reconocimiento óptico de caracteres --Dimosthenis Karatzas, Marçal Rossinyol y Lluís Gómez-- y a dos ejecutivos que aterrizaron para escalar el negocio.

Así llegó Silva-Constenla a la compañía, donde también coincidió con Adriaan Landman, que ese encarga de la dirección de operaciones. Ambos provenían de Bélgica tras una carrera profesional que pasa por varias tecnológicas fuera de España. Los dos se pusieron manos a la obra en buscar aplicaciones prácticas para Allread.

Soluciones con resultados positivos

“La clave está en que se deben resolver problemas reales pero con soluciones que propicien un impacto positivo en la cuenta de resultados de las compañías”, indica el consejero delegado. En su caso, con una infraestructura tan simple como una cámara de seguridad y un programa informático que permite leer la información de elementos como los contenedores de un puerto o en un contador de gas o agua y transformarla en datos.

Además, la tecnología que se ha desarrollado permite hacer una extracción inteligente de contenidos concretos. “No servimos a un ordenador 3G de información, ofrecemos los 100MB de valor real”, una selección que se realiza a partir del big data y que con la implementación de la red 5G se ganará en velocidad. Los impulsores de Allread defienden que también es mucho más precisa porque los algoritmos que han creado son capaces de aprender de los errores y mejorar.

Pruebas piloto en marcha

¿Qué aplicaciones reales tiene? Este verano han activado pilotos de uso real en el Puerto de Barcelona y con las empresas Suez, Naturgy, Comsa y Emirates Steel de Abu Dhabi. Todas ellas relacionadas con procesos logísticos en los que se debe ser rápido y preciso en la obtención de información y que facilitan la operativa interna de la compañía.

Silva-Constenla se muestra confiado en que a finales del semestre que acaba de empezar cierren los primeros contratos de servicios de Allread. Dar este paso les generará una vía de ingresos estables y les permitirá proseguir con la aplicación de la tecnología en otros entornos, como en el control de las maletas en un aeropuerto. Afirma que los test que han iniciado en este campo están avanzados y que esperan poner en marcha pilotos con compañías del sector en el corto plazo.

Todo ello, les acercará a la sostenibilidad económica de una compañía de nuevo cuño que aún está bajo el paraguas de la MWCapital de Barcelona.