Menú Buscar
Alibaba tiene sedes en las ciudades chinas de Pekín y Hangzhou, y en las Islas Caimán, un paraíso fiscal / EUROPA PRESS

Alibaba, puerta de entrada a China para las empresas españolas

El coloso chino vende en Internet más que Amazon y eBay juntos, y ofrece a las compañías nacionales la posibilidad de asentarse en el comercio asiático

8 min

Así por su nombre, Alibaba, aunque sea sin los 40 ladrones, no parece ofrecer muchas confianzas. Sin embargo, la firma china Alibaba Group es un coloso empresarial, un consorcio privado que se dedica al comercio electrónico en Internet, que cuenta con 18 subsidiarias y multitud de portales para consumidores y empresas. Ofrece también servicios de pago en línea, de almacenamiento de datos en la nube o un motor de búsqueda de comparación de precios. Y sus cifras asustan: más de 50.000 empleados contando todos sus activos y facturaciones anuales, superiores a las de Amazon y eBay juntos.

Alibaba fue fundada por el empresario Jack Ma en la capital de China, Pekín, en 1999, aunque dispone de sedes en la también ciudad china de Hangzhou y en las Islas Caimán, un paraíso fiscal. La compañía facilita la compra y venta de productos de todo tipo en cualquier parte del mundo, con portales en idiomas locales. Para los proveedores es una herramienta que permite llevar sus productos a un público diverso y lejano, desde caramelos de dos euros la bolsa hasta coches de alta gama de cientos de miles de euros, mientras que para el usuario es una manera sencilla y cómoda de adquirir lo que busca a precios razonables y de manera práctica, como en cualquier otra plataforma online de garantías.

jack ma
El empresario chino Jack Ma, fundador de Alibaba en 1999 / EUROPA PRESS

AliExpress y Taobao

La compañía opera sobre todo en China, pero le interesan todos los mercados y se ha fijado en Europa, especialmente en esos países a los que muchos denominan pigs, entre los que estamos: Portugal, Italia, Grecia y España --la S es por Spain, en inglés--. De hecho, desde 2010, Alibaba dispone de AliExpress, un portal de venta de productos a bajo coste que conecta directamente a los fabricantes chinos con compradores particulares (business-to-consumer). Se diferencia de otro servicio similar de la firma, como es Taobao, en que la inmensa mayoría del público objetivo de AliExpress no está en China, sino en países como Estados Unidos, Rusia, Brasil o España, sus mejores clientes al margen del mercado asiático.

Así, su director general para estos cuatro países mediterráneos, Rodrigo Cipriani, se ha ofrecido a ayudar a las empresas españolas que quieran hacer negocios en China, sobre todo si se trata de exportaciones que amplíen el catálogo de la firma. Cipriani ha afirmado en su visita a Bilbao que Alibaba “es una de las soluciones para aumentar las exportaciones españolas en el mercado chino".

506.000 millones de euros

Para animar a las empresas nacionales, Cipriani ofrece datos de Alibaba, con sus cifras enormes: 70 millones de paquetes enviados diariamente y un "pico de venta" de casi 30.000 millones de dólares en su "día punta", más de 27.000 millones de euros.

Alibaba disparó un 145% su beneficio en su primer trimestre fiscal de este año y contabilizó un beneficio neto atribuible en ese primer trimestre de 2.707 millones de euros, lo que equivale a ese 145% más en comparación con el mismo trimestre de 2018. La compañía ha logrado facturar en lo que llevamos de 2019 casi 506.000 millones de euros, registrando un incremento interanual del 51%. El ebitda ajustado creció un 31% interanual hasta los 21.695 millones de euros.

ciopriani
Rodrigo Cipriani, director general de Alibaba para Portugal, Italia, Grecia y España / EUROPA PRESS

Apuesta por el comercio online

Este gigante chino es una muestra inmejorable de las posibilidades del comercio online, que abarata costes sin renunciar a nada. En este sentido, Cipriani cree que las tiendas físicas, que se cuentan por millones en China, nunca desaparecerán, pero deben sufrir "una transformación para dar respuestas al consumidor final".

Cipriani asegura que en China el comercio electrónico "vale tres veces más" que en Estados Unidos y es un mercado que todavía “tiene que crecer". Y ahí sería donde entrase Alibaba en su apuesta por impulsar a las empresas españolas en China, donde existen "muchas oportunidades”.

Vender "en todos los sitios"

Alibaba puede ser una de las vías para operar en ese mercado chino, destaca Ciprirani, rotundo a la hora de animar a las empresas españolas a entrar en sus plataformas y vender allí sus productos "en todos los sitios".

Alibaba ya cuenta con empresas españolas entre su oferta, especialmente en los sectores de moda, cosmética, alimentación o el específico del vino, que tiene a juicio de Cipriani “un potencial enorme" en el país asiático. Sin ir más lejos, Alibaba tiene un acuerdo con El Corte Inglés para operar en China, un mercado complicado a juicio de Cipriani, pero muy rentable si se saben encauzar las oportunidades.

Pese a todo, Alibaba ha fijado entre sus próximos objetivos operar con negocios físicos en China, con la adquisición de distintas marcas de moda. Además ya cuenta con 150 supermercados de proximidad en el país, aunque puede que sea solo el principio.

Una de las sedes de Alibaba, el coloso chino del comercio online / EUROPA PRESS
Una de las sedes de Alibaba, el coloso chino del comercio online / EUROPA PRESS

Aprovechar el mercado o fracasar

El director general de Alibaba para Portugal, Italia, Grecia y España está convencido de que las empresas españolas se pueden "aprovechar" del ecosistema que supone Alibaba, "basado en China, pero que se está extendiendo al sudeste asiático", para poder vender en esos mercados.

Cipriani alerta, pese a todo, de que las posibilidades de fracasar en el intento de hacer negocios en China son “muy elevadas” si no se realizan negocios de la mano de entidades que conozcan muy bien los mercados asiáticos y especialmente el chino. Por eso pone la compañía "a disposición y al alcance de todo el mundo" para facilitar que operen en este mercado: "Queremos ayudar a las empresas españolas para que tengan éxito en China y hacerles las cosas más fáciles", ha apuntado.

Alipay como forma de pago

Alibaba dispone de 74 millones de fieles clientes que estarían ya ante el escaparate de nuevos productos, caso de darse, en sus distintas plataformas. Una de las más populares es Alipay, un sistema de custodia de pagos en línea, que además permite otras opciones. Trabaja con los principales bancos españoles para poder ofrecer Alipay en las tiendas físicas de nuestro país.

Alipay representa aproximadamente la mitad de todas las transacciones de pago en línea en China, y la mayoría de ellas se producen por el uso de los servicios de Alibaba.