Menú Buscar
Lonchas de queso fundido de la marca Dia.

Para ‘alegrar’ cualquier bocadillo

Las lonchas de queso fundido DIA, buen precio y buen sabor

Sergio Fidalgo
4 min
  Queso   Producto  
Lonchas de queso fundido
Precio Marca
0,99 DIA
Establecimiento
DIA

Las lonchas de queso fundido son un alimento que facilita mucho la vida: como complemento de las hamburguesas o los perritos calientes, para hacer sándwiches mixtos, como elemento ‘enriquecedor’ de las pizzas elaboradas en casa si no se tiene a mano mozzarella, para añadir a las ensaladas, para dar un toque cremoso a la salsa de tomate… Son baratas, aguantan meses y meses en el frigorífico y aportan sabor en mil y una combinaciones.

La empresa de distribución DIA cuenta en su gama de productos de marca blanca con un paquete de dieciséis lonchas, cada una de ellas envueltas en un plástico protector. El peso neto es de 300 gramos. La marca más popular de este lácteo son las ‘tranchettes’, dado que es un término que ya forma parte del lenguaje cotidiano. La vaca que ríe, que es la firma que las elabora, también cuenta con un sobre de dieciséis unidades, con el mismo peso neto.

Un ahorro considerable

El paquete de marca de distribución cuesta 99 céntimos, y la unidad sale a poco más de seis céntimos, mientras que el de ‘tranchettes’ se va a los 1,83 euros (11,4 céntimos/loncha). El ahorro ronda el 45 %, un elemento muy a tener en cuenta por los que miran el euro a la hora de llenar la cesta de la compra. Eso sí, la loncha de DIA es ligeramente más difícil de despegar del plástico protector que la de La vaca que ríe, que se desprende con más facilidad, lo que facilita su posterior uso.

Tanto el producto de DIA como la ‘tranchette’ son sabrosas, y se alejan de aquellas lonchas insípidas que no aportan nada al bocadillo o al plato escogido. Ambas funden bien y son suaves. El 'packaging' es colorista y las dos marcas ofrecen la información necesaria para el consumidor. El de la marca blanca consiste en una funda de plástico, mientras que la de La Vaca que ríe es metalizada, y es mejor que el de su competidora, conserva mejor y es más fácil de abrir.

En cuanto al aporte energético las lonchas de la marca de distribución tienen más calorías (236 kcal./100 gr.) que las ‘tranchettes’ (196 kcal./100 gr.), una diferencia más que notable teniendo en cuenta que ninguna de las dos están encuadradas dentro de la gama ‘light’. También tiene más grasas (19,2 gr./100 gr. de las cuales saturadas 12,7 gr./100 gr.) que el producto de La vaca que ríe (13,5 gr./100 gr. de las cuales saturadas 9,0 gr./100 gr.).

Otros valores

Las ‘tranchettes’ presentan más proteínas (13,5 gr./100 gr.) que su competidora (10,6 gr./100 gr.). También cuenta con una notable mayor cantidad de calcio (460 mg./100 gr.) que las lonchas de la marca DIA (334 mg./100 gr.). La cantidad de sal es bastante similar (3,10 gr./100 gr. en la marca blanca frente a 3,30 gr./100 gr. de La vaca que ríe). Los dos fabricantes aseguran que sus productos están libres de gluten, y así lo anuncian en el envase.

Por supuesto, se han de conservar refrigeradas, y una vez abiertos ambos paquetes duran meses, hasta la fecha de caducidad indicada en el envase. Resumiendo, las lonchas de La vaca que ríe cuentan con un mejor envasado, menos calorías y son más fáciles de desprender de su plástico protector, pero la diferencia de precio es tan abultada (45 %) que hace que el producto de DIA sea muy interesante, sobre todo a final de mes.