El fin del mundo de Trump y la revuelta fiscal

Tras la dimisión de Moix, los sublevados exigen la cabeza del fiscal general Maza. Orden a los diputados de Junts pel Sí para que no se vayan más allá de la Costa Brava en agosto

8 min
02.06.2017 09:11 h.

Donald Trump refuta el cambio climático. Mientras haya hielo en la cubitera, que se fundan los polos. La apasionante conversación de ascensor sobre el tiempo tiene un correlato en la marea de Venecia y las vicisitudes del glaciar Perito Moreno. Observaciones empíricas, de método científico, prueban de manera irrefutable el aumento de la temperatura y la conexión del fenómeno con las emisiones de monóxido de carbono. Sin embargo, Trump milita en el negacionismo. Es como el señor Burns, propietario de la central nuclear de los Simpsons. ¡Viva el mal, el capital y el calentamiento global!

El presidente de los Estados Unidos no le hace caso ni a su hija Ivanka, que le pidió hasta el último momento que no denunciara el tratado de París. El "porfapapi" resultó en vano. Donald es partidario de la industria pesada, de las chimeneas humeantes, de los fogonazos de las torres térmicas, de arrancar a la tierra toda su esencia mineral, hasta el final. Y los países en vías de desarrollo y con recursos naturales, más aún. Los compromisos ecologistas de las naciones son historia. Los líderes europeos hiperventilan con el carcamal y Jiping sale ahora con que China va a cumplir los requisitos del acuerdo. China. Ahí es nada, el país más contaminado del planeta.

La última temeridad de Trump tiene al mundo en vilo, sobre el alambre de una catástrofe que sólo puede impedir el impacto de un meteorito que ponga a cero el velocímetro del planeta. Eso o morir abrasados. Jan Martínez Ahrens firma el texto en El País del esperado y temido anuncio americano: "Estados Unidos ha dejado de ser un aliado del planeta. Donald Trump dio rienda suelta hoy a sus creencias más radicales y decidió romper con el “debilitante, desventajoso e injusto” Acuerdo de París contra el cambio climático. La retirada del pacto firmado por 195 países marca una divisoria histórica. Con la salida, el presidente de la nación más poderosa del mundo no sólo da la espalda a la ciencia y ahonda la fractura con Europa, sino que abandona la lucha ante uno de los más inquietantes desafíos de la humanidad. La era Trump, oscura y vertiginosa, se acelera".

Ante el dilema de pan para hoy y hambre para mañana, Trump ha decidido comer. Sigue la pieza de El País: "“He cumplido una tras otra mis promesas. La economía ha crecido y esto solo ha empezado. No vamos a perder empleos. Por la gente de este país salimos del acuerdo. Estoy dispuesto a renegociar otro favorable para Estados Unidos, pero que sea justo para sus trabajadores, contribuyentes y empresas. Es hora de poner a Youngstown, Detroit y Pittsburgh por delante de París”, clamó Trump".

Mientras los habitantes de Springfield se desayunan tan contentos una rebanada de bacon industrial untada con mantequilla de cacahuete que puede contener trazas de soja y diesel, en España la noticia es el carajal fiscal. En El Español, María Peral aporta las claves sobre la rebelión que ha precipitado la renuncia del fiscal anticorrupción Moix. Maza, el fiscal general, no renuncia a sus planes: "Ese programa, adelantado por EL ESPAÑOL, puede resumirse en tres líneas maestras: la proscripción de las investigaciones prospectivas, encaminadas a ver si aparece 'algo'; la actuación de la Policía, de la Guardia Civil y de la Agencia Tributaria bajo la dirección de los fiscales "y no viceversa" y la agilización de los procedimientos. (...) La Fiscalía General sacará ahora a concurso la plaza vacante desde este jueves y, mientras tanto, la jefatura de Anticorrupción será ejercida provisionalmente por la teniente fiscal, Belén Suárez, que ya aspiró a dirigirla cuando se jubiló Antonio Salinas".

La película, según la oposición, no se ha acabado. Beatriz Parera anuncia en El Confidencial que la rebelión persigue cobrarse también la cabeza de Maza: "La corriente crítica contra la gestión de la Fiscalía desde la llegada al puesto de su máximo representante, José Manuel Maza, no ha hecho más que crecer en las últimas horas. La salida del fiscal jefe anticorrupción Manuel Moix, lejos de calmar las aguas, ha levantado una segunda tempestad que se dirige ahora contra el que fuera magistrado del Tribunal Supremo. Muchos no han entendido su defensa a ultranza del defenestrado por la empresa panameña del padre y avisan de que se ha significado en exceso, en un afán de protección desmedido que le marca y desautoriza".

Entre tanto, Rajoy no disimula las molestias que le provoca todo este asunto de los fiscales, según el texto de Carmen del Riego en La Vanguardia: "Un malestar que Rajoy no puede ocultar. Ayer mismo, no quiso hacer declaraciones sobre la dimisión de Moix, pero en un acto organizado ayer por la UGT en Burgos, sobre la industria en España, llegó a decir que “hacer política es hacer las cosas a lo grande, fijarse en lo importante, tomar las decisiones que hay que tomar y no ocuparse por los chismes, que es algo a lo que desgraciadamente estamos acostumbrados en los últimos tiempos”".

Orden a los diputados de Junts pel Sí para que estén localizados. Daniel Tercero firma la nota en ABC sobre las estrictas instrucciones de Turull: "Operativos en agosto. Sin las vacaciones de su vida. Y a tiro de piedra del Parlamento de Cataluña. Estas son las instrucciones que Jordi Turull, presidente de Junts pel Sí (JxS), transmitió a sus 61 compañeros de escaño. (...) Los diputados autonómicos de JxS estarán disponibles para cualquier necesidad, principalmente para aprobar las llamadas «leyes de desconexión» que la Generalitat espera superar rápidamente y sin el debate preceptivo gracias a la reforma reglamentaria, que ayer dio un paso más. Turull indicó a todos los representantes de JxS (PDECat y ERC) que estén «localizables y movilizados» durante el mes de agosto, por si se incrementa la tensión entre el Gobierno y la Generalitat con el referéndum ilegal como motivo".

Ha fallecido el periodista Carles Capdevila, primer director de Ara. Àlex Gutiérrez escribe el obituario en dicha cabecera.

2 de junio, tercer aniversario de la abdicación del rey Juan Carlos. Santoral: Marcelino, Erasmo, Alejandro, Amelia y Blandina, patrona de las sirvientas en el Calendario Zaragozano. Blandina fue violada, abrasada en una parrilla, arrojada a las fieras y finalmente degollada en tiempos del emperador Marco Aurelio.

Comentar
leborgne 02/06/2017 - 16:11h
La información de El Español a la que alude el excelente articulista que es P. Planas, parece redactada por el mismísimo Fiscal General sr Maza, e insiste en la sonrojante explicación de que los "culpables" de la dimisión del sr. Moix son algunos fiscales y polícías en vez de la impresentable situación del propio Moix con su participación en la sociedad panameña así como sus continuos embustes y contradicciones. ¡Cómo el sustituto/a de Moix sea escogido por el sr. Maza con los mismos "criterios selectivos", que los dioses nos protejan!...
¿Quiere hacer un comentario?