La Comisión impone una multa de € 776 millones a varios transportistas aéreos

Les ha impuesto una multa por un importe total de 776.465.000 euros por conformar un cártel de fijación de precios

Avión de Cargolux / Cargolux

Avión de Cargolux / Cargolux

La Comisión Europea ha vuelto a adoptar una Decisión sobre las prácticas colusorias de once compañías aéreas de carga y les ha impuesto una multa por un importe total de 776.465.000 euros por conformar un cártel de fijación de precios. Esta multa no es más que una revisión de la que les impuso en 2010 pero que el Tribunal General había anulado por motivos de procedimiento.

Así, en noviembre de 2010 la Comisión impuso una multa de casi 800 millones EUR a once compañías aéreas de carga que, desde diciembre de 1999 hasta febrero de 2006, habían integrado un cártel de fijación de precios en el mercado de servicios de transporte aéreo, que había afectado a vuelos realizados dentro del Espacio Económico Europeo o con destino u origen en él. Los acuerdos del cártel consistían en numerosos contactos entre las aerolíneas, a nivel tanto bilateral como multilateral, a fin de fijar el nivel de los recargos por combustible y seguridad. La investigación se inició a raíz de una solicitud de dispensa presentada por Lufthansa en diciembre de 2005. En febrero de 2006, la Comisión llevó a cabo, sin previo aviso, inspecciones en los locales de varias compañías prestadoras de servicios de transporte aéreo. En noviembre de 2010, la Comisión adoptó una Decisión contra doce compañías aéreas de carga e impuso multas por un total de 799.445.000 de euros.

Las empresas multadas en 2010, y que han visto reafirmada la decisión hoy, fueron Air Canada, Air France-KLM, British Airways, Cargolux, Cathay Pacific Airways, Japan Airlines, LAN Chile, Martinair, Qantas, SAS y Singapore Airlines. Lufthansa (el duodécimo miembro del cártel) y su filial Swiss International Air Lines quedaron totalmente exentas de las multas. Todas las compañías aéreas sujetas a la Decisión de 2010, menos una, Qantas, impugnaron la Decisión ante el Tribunal General de la UE. En diciembre de 2015, dicho órgano anuló la Decisión de la Comisión contra las once compañías interesadas, concluyendo que se había producido un vicio de procedimiento. No se pronunció, no obstante, sobre la existencia del cártel. El importe de las multas se había limitado a un máximo del 10% de su volumen total de negocios en 2009.

Conforme a la Decisión de 2010, Lufthansa y su filial Swiss International Air Lines gozaron de una dispensa total en virtud de la Comunicación sobre clemencia de 2006, pues habían puesto el cártel en conocimiento de la Comisión y le habían proporcionado información valiosa. Conforme a la Comunicación sobre clemencia, también se redujo la mayoría de las multas impuestas a las compañías que habían cooperado con la Comisión.

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia de navegación y mostrarle publicidad y contenidos de su interés. Al continuar navegando, consideramos que acepta su uso. Más información