230.000 niños refugiados podrán ir a la escuela en Turquía

La Comisión Europea ha puesto hoy en marcha su mayor programa humanitario de todos los tiempos, de educación en situaciones de emergencia, para fomentar la asistencia a la escuela

Merkel observa los trabajos de unos niños durante visita campo refugiados en Nizip (Turquia) / EFE

Merkel observa los trabajos de unos niños durante visita campo refugiados en Nizip (Turquia) / EFE

Turquía acoge en la actualidad a más de tres millones de refugiados, de los que casi la mitad son niños. La educación para los infantes en edad escolar es un reto clave. Con 500.000 niños inscritos en educación formal en todo el país (en escuelas turcas y centros de educación temporales), se calcula que unos 370.000 refugiados no asisten a la escuela. Para subsanar esto, la Comisión Europea ha puesto hoy en marcha su mayor programa humanitario de todos los tiempos, de educación en situaciones de emergencia, para fomentar la asistencia a la escuela de unos 230.000 niños refugiados en Turquía.

El nuevo proyecto de educación se basa en el programa Red de Seguridad Social de Emergencia (ESSN), que la Comisión Europea puso en marcha en septiembre de 2016, y por el que se otorga una tarjeta de débito a los refugiados más vulnerables, de manera que puedan pagar para cubrir las necesidades básicas, como alimentos y cobijo. El proyecto, de 34 millones de euros, relativo a transferencias condicionales de efectivo para la educación (conocido como CCTE por las siglas en inglés), proporcionará bimensualmente transferencias de efectivo a partir de mayo de 2017 a familias de refugiados vulnerables cuyos hijos asistan regularmente a la escuela. El proyecto se ejecutará en colaboración con la UNICEF y su socio, la Media Luna Roja turca, en apoyo del Gobierno de Turquía.

Para mejorar el acceso a la educación de los niños vulnerables, tanto en escuelas públicas turcas como en centros de educación temporales, el programa relativo a transferencias condicionales de efectivo para la educación apoya la integración de los niños refugiados en el vigente programa nacional, que lleva abierto formalmente a los extranjeros en Turquía desde 1986. Este programa de transferencias condicionales de efectivo para la educación, está financiado por los 3.000 millones de euros puestos a disposición por la UE y sus Estados miembros en el marco del «Mecanismo de la UE para los refugiados en Turquía (2016-2017)» para prestar asistencia a los refugiados y las comunidades de acogida en Turquía. Su objetivo es fomentar la inscripción en la escuela y la asistencia a la misma y es complementario del programa Red de Seguridad Social de Emergencia (ESSN), lanzado por la Comisión Europea en septiembre de 2016.

El proyecto ha sido diseñado para que se respeten los principios de humanidad, neutralidad, imparcialidad e independencia, al tiempo que se basa en los sistemas gubernamentales sostenibles de alcance nacional. Incluye un componente estratégico de protección de la infancia, con el fin de garantizar que los niños inscritos en el programa asistan a la escuela, mediante la prestación de una atención especial a aquellos niños en peligro de abandono y su remisión a servicios especializados cuando sea necesario.

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia de navegación y mostrarle publicidad y contenidos de su interés. Al continuar navegando, consideramos que acepta su uso. Más información