La OCDE insta al Gobierno a ampliar la ayudas a los parados

La organización aboga por mantener parcialmente las ayudas cuando se encuentre trabajo para no desincentivar la búsqueda de empleo

5 min
La OCDE insta al Gobierno a ampliar la ayudas a los parados

La Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico (OCDE) ha advertido de la pérdida de calidad del empleo en España durante la crisis, así como de la necesidad de adoptar medidas adicionales para reducir la desigualdad mejorando los servicios públicos y reforzando las ayudas sociales. Esto debería incluir un aumento en alcance y dotación de las ayudas a desempleados, así como su mantenimiento parcial cuando se encuentre trabajo para no desincentivar la búsqueda de empleo.

En su informe Estudios económicos de la OCDE: España 2017, la institución considera necesario adoptar programas más eficaces y mejor definidos para los desempleados de larga duración en España, donde los planes actuales --Renta Activa de Inserción (RAI), Programa de Recualificación Profesional (PREPARA) y Programa de Activación para el Empleo (PAE)-- se lanzaron en diferentes momentos y con diferentes objetivos, por lo que su coordinación podría mejorarse o  reorganizarse para que resulten más eficaces.

Ampliar el plan de ayudas

En este sentido, la organización recomienda ampliar de manera más generalizada el actual PAE, plan de ayudas y formación dirigido a los desempleados de larga duración con personas a su cargo cuyo importe está algo por encima de los 400 euros, y plantea la necesidad de "aumentar las ayudas económicas de los programas actuales en la medida de lo posible dentro del presupuesto, para conseguir una mayor eficacia de los programas".

Asimismo, la OCDE plantea que las prestaciones sociales para los desempleados deben ir retirándose más gradualmente a medida que aumentan los ingresos percibidos, "en lugar de eliminarse por completo como es el caso en la actualidad, para que no se menoscaben los incentivos económicos para trabajar".

En cualquier caso, el club de los países ricos subraya que las prestaciones deben estar estrictamente supeditadas "a la búsqueda activa de empleo", de manera que contribuyan a que los beneficiarios sigan vinculados al mercado de trabajo a través de los servicios públicos de empleo.

Empleo de mala calidad

Por otro lado, la OCDE considera fundamental mejorar el funcionamiento del mercado laboral y reforzar el conjunto de las habilidades de los trabajadores españoles para conseguir que el crecimiento de la economía española sea más inclusivo y permita mejorar el bienestar.

La organización con sede en París pone de manifiesto el deterioro en la calidad del empleo en España registrado durante la crisis, apuntando la importancia de un empleo de calidad, entendido en términos de ingresos, seguridad y calidad del entorno de trabajo, para el bienestar y la productividad

Empleos temporales

En este sentido, a pesar de la recuperación del mercado laboral y el descenso de las cifras de desempleo en los últimos años, aún una cuarta parte del conjunto de los trabajadores en España tiene empleos temporales, lo cual representa la mayor proporción de la OCDE después de Polonia.

Asimismo, España también muestra la tasa más baja en la transición de trabajadores de empleos temporales a empleos indefinidos, y de media los ingresos son también comparativamente bajos, lo cual refleja la baja formación media de los trabajadores y la escasa productividad media de las empresas.

"Las exigencias laborales impuestas sobre los trabajadores, tales como el tiempo que tienen para realizar una tarea o los riesgos para la salud física, son excesivos en comparación con los recursos de los que disponen, incluido un débil acceso a la formación", añade la OCDE.

Pobreza y desigualdad

Asimismo, el informe destaca que el fuerte incremento del desempleo en España como resultado de la crisis y, en menor medida, el aumento de la disparidad en los ingresos anuales, han incrementado la desigualdad en los ingresos, mientras la tasa de pobreza sigue siendo elevada, a pesar de los descensos registrados a medida que se reactiva el mercado laboral.

En este sentido, la OCDE reconoce que el sistema impositivo y de transferencias ayuda a reducir la desigualdad de los ingresos y la pobreza, aunque considera que se pueden adoptar medidas adicionales en este sentido.

Comentar
Antoni Ferret 14/03/2017 - 18:52h
1) És una gran sorpresa que "una" institució internacional digui algunes coses bones a favor dels treballadors/es espanyols. Sembla que l'OCDE vagi una mica per lliure, i no estigui tan supeditada al capital com, per exemple, la CE, aquesta tan dedicada per vocació a aixafar la nostra classe treballadora. / 2) De tota manera, no tot són flors i violes, perquè, segons la crònica de Público, també recomana abaratir ENCARA MÉS el cost de l'acomiadament, i augmentar l'IVA.
¿Quiere hacer un comentario?