Helados La Menorquina vuelve a los beneficios

La empresa sufrió unas pérdidas de 38 millones en el periodo 2010-14

2 min
Tiramisú del Grupo Kalise Menorquina / CG
Gonzalo Baratech @GBaratech
09.11.2016 00:00 h.

Grupo Kalise Menorquina (GKM), con sede central en Las Palmas de Gran Canaria, regresó el último año a la senda de la rentabilidad, tras un largo periodo de resultados adversos. Entre 2010 y 2014, la empresa contabilizó unos números rojos de 38 millones. En el último septenio, los recursos propios se han desplomado a menos de la mitad por las pérdidas y otros ajustes y saneamientos, y han pasado de 152 a 71 millones.

La compañía facturó 145 millones en 2015, con baja del 2%. Desde los máximos marcados en 2006, cuando rozó los 200 millones, la caída significa un 27%. La exportación aporta el 13% del giro y se destina a más de cuarenta países.

Kalise Menorquina celebra este año sus bodas de platino, pues se fundó en 1940 en el municipio menorquín de Alaior. En 2014, refinanció sus deudas, ante la imposibilidad de atenderlas. Con ese acuerdo, trasvasó el pasivo de corto a largo plazo y los gastos financieros se han comprimido de 7 a 4 millones anuales.

Grupo Kalise tiene un millar de empleados y cuenta con un cupo de mercado del 20%. Su red incluye 18 delegaciones, 77 distribuidores y dos plantas industriales, sitas en Palau-solità i Plegamans (Barcelona) y Las Palmas de Gran Canaria.

El capital pertenece a la compañía holding canaria Proninca, a su vez dependiente de una firma holandesa teledirigida por la familia Suárez López. Kalise Menorquina es el principal activo de Proninca, pero ésta posee también otras 13 participadas, sobre todo promotoras inmobiliarias, amén de un terceto de Sicav o sociedades de inversión de capital variable.

El balance consolidado de Proninca, que abarca todas las compañías del conglomerado, arrojó en 2015 un déficit de 360.000 euros, frente a los 11,4 millones negativos del ejercicio precedente. 

¿Quiere hacer un comentario?